Entradas

Mostrando entradas de junio, 2007

JETLAG

Imagen
El JetLag me está matando a chorros, y no tanto en sí la anemia ferropénica y la neutrofilia discreta con linfopenia y talasemia minor que es lo que en principio y para ser corroborado mañana en el médico, me ha diagnosticado la alergóloga.

Ayer hablé con una compañera del gimnasio que es enfermera bastante buena y me dijo algo que ya me ha dicho más gente: Chica, tienes que cuidarte. La anemia ferropénica no es grave, es muy molesta. La neutrofilia con linfopenia puede muy bien ser debida por bronquitis crónica debida al estrés, y la talasemia minor es genética, pero hasta Zidane la tiene y ha jugado partidazos a pesar de que sus glóbulos rojos son como las lentejas francesas, esas tan pequeñitas que apenas necesitan remojo. Pero todo en conjunto hacen que esté muy cansada y que me plantee seriamente si debo ir a todos lados corriendo, ya que parece que llego al gimnasio ya con varios maratones encima.

Esta semana, además, tengo JetLag, y no porque haya estado en Autralia, Japón y lueg…

CON FALDAS Y A LO LOCO

Imagen
Este finde me he despendolado un poquitito. La verdad es que me hacía ya falta, tanto tiempo encerrada estudiando. Además, yo creo que me va a venir bien antes de los exámenes de esta semana. De hecho, el año pasado me presenté al examen escrito de francés después de tomarme unos cuantos “snaps” que no, no son Bocavits ni ganchitos sino unos aperitivos de más de cuarenta graditos que trajeron unos colegas suecos para celebrar con nuestro grupo de trabajo que aquel era el día nacional de su páis. El resultado del examen fue bastante bueno. Sin embargo, y pese a haber estudiado más, saqué peor nota en alemán siendo niña buena y no tomando antes del examen más que un vaso de zumo de naranja. Así que olé, el viernes me fui de gamberreo por mi antiguo barrio de Vista Alegre, me tomé unos vermouths en una tabernita cerca del palacio de deportes de allí, y me hinché de pizza en un restaurante italiano. Después me tomé unos chupitos de color rosa – Nadie sabe a ciencia cierta qué es lo que ll…

MOCHILA, NECESER Y TRES KILOS MENOS

Imagen
Mi mochila y yo. Como el Pocholo. Pero últimamente está despedazándose. La he cosido mil veces y, a pesar de que tiene menos de un año de vida y no la compré en el todo a cien, está vieja, revieja y con agujeros.

Me preocupa el tema y mucho, porque se me avecinan viajes de trabajo encadenados. Y a mí lo de facturar me da pánico. Así que ya me puedo ir haciendo con una mochila fuerte, discreta, de dimensiones reglamentarias. Lo de las dimensiones es importante porque últimamente los de control de aeropuertos están muy tocapelotas con el tema este y el de los líquidos. Joder, que tengo que preocupar ahora de buscar miniaturas de maquillaje, pasta de dientes, gel, champú, colonia, y todo por la ínfima posibilidad de que un zumbao intente volar el avión con nitroglicerina.... Desde luego, que yo sepa en la RENFE, y mira que murió gente el 11-M no han puesto ni un maldito control. Claro que los muertos de allí eran proletarios, y la seguridad de los pobres no es para tenerla en cuenta, pero…