CUESTIÓN DE FÉ


Nekane/Yago ya está en casita. Ha costado casi un infarto pero esta tarde S y yo hemos ido a recogerlo.
Estaba tan nerviosa que he empezado a gastar bromas en el quirófano. Lo primero que no veía al embrión en la pantalla del microscopio y le decía al médico: No está, se ha ido de parranda ya tan joven... Y es que no habían ajustado la lente, pero estaba ahí y entró en mi útero, como si cayera del tobogán del Aquópolis pero bueno, el único riesgo que de mayor se aliste con el Calleja a hacer el Salto del Angel, en fin…
Luego le he preguntado al médico si el líquido que iba en la pipeta era embryoglue (os juro que existe la palabreja), es una solución con glucosa para, por un lado, alimentar al embrión mientras no ha conseguido hincarle el diente al endometrio y, por otro lado, servir como de sujeción mientras el embrión no ha conseguido adherirse bien.
La enfermera respondió que era más bien superglue para que se pegase bien, aunque el útero ya es en sí una cajita cerrada.
Bueno, lo peor es que después de reposar, como te tienen con la vejiga bien llena, porque necesitan verte el útero mientras te insertan el catéter, no queda más remedio que usar un ecógrafo tradicional y claro, a la molestia de que te hurgen el útero se suma el que te estás meando literalmente. Pero bueno, luego cuando eché la gran meada os juro que escudriñé bien la taza del wáter no fuera que se hubiese caído el embrión por ahí.
Ya sé que es absurdo porque el embrión está bien colocado en el útero y de ahí no sale fácilmente como no me pusiera a hacer acrobacias de circo, pero ya me vuelvo paranoica con cualquier cosa, como el bordillazo que ha pegado mi chico aparcando que ya he visto a mi embrión rebotando dentro del útero…
En fin, ahora a reposar y a dejar que la naturaleza siga su curso ,eso sí se van a hacer bien largas estas semanas porque no puedo hacer las cosas que me gustan: Hacer deporte, salir de marcha, ir a la playita, tomar el sol, pegarme un baño calentito con espuma, tomarme una copita de champán, prácticar sexo salvaje con S (bueno ni salvaje ni suave, está prohibido totalemente). Claro, que por otra parte, no puedo hacer la colada, ni hacer la compra ni hacer esfuerzos, por lo que todas tareas las tendrá que hacer S. En fin, creo que es justo porque lo más que ha sufrido en este proceso, aparte de llevarme y traerme, la tensión nerviosa, el llenado del botecito el viernes con los nervios de pensar que yo estaba en el quirófano haciendo algo menos lúdico y bueno, hacer de pinche de banderillas, porque me ha ayudado a apurar los botecitos de las hormonas, que tiene mejor mano con la aguja que yo. Pero vamos, el dolor de ovarios, la anestesia, los moratones en la tripilla, los cambios hormonales a lo Dr Jeckyll que todavía me duran y hacen que pase de reirme a echar sapos y culebras de un minuto a otro, eso, eso me ha tocado a mí.
Bueno, pues como soy agnóstica os dejo con un logotipo del unicornio rosa pero invisible señal de que siempre hay que tener fé.

Comentarios

M J ha dicho que…
Te deseo mucha suerte para que tu bebe se agarre bien a su mami.
Claradimosca ha dicho que…
Mucha suerte! Yo en una semana (si todo sale bien) tendré mi primera punción.

Entradas populares de este blog

BETAESPERA

TRAQUEITIS AGUDA

Un añito tiene mi niña ya !!!